Las empresas de Ecoturismo y Turismo Activo se beneficiarán del bono turístico de Castilla-La Mancha

La región ha aprobado un decreto que contempla ayudas directas para promocionar e incentivar el consumo de servicios turísticos en su territorio, entre ellos el Ecoturismo y el Turismo Activo.

20 noviembre 2020

Tablas de Daimiel // Crédito: objetivocastillalamacha.es

El Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha ha aprobado un decreto que regula el bono turístico, una medida de impulso al consumo de los servicios turísticos en la comunidad autónoma, dotado inicialmente con 1,5 millones de euros, aunque se estima la posibilidad de ampliar el presupuesto “en caso de una fuerte demanda del sector”. El Ecoturismo y el Turismo Activo aparecen directamente referenciados en la medida, que contempla subvenciones directas para las asociaciones de éstas y otras áreas del turismo en la comunidad autónoma.

Así lo ha asegurado, en la habitual rueda de prensa para dar a conocer los acuerdos alcanzados por el Consejo de Gobierno, la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, quien ha hecho hincapié en que esta propuesta se enmarca dentro del Plan de Medidas Extraordinarias para la Recuperación de la región, al que se ha referido como “un plan de choque para amortiguar los efectos de la crisis económica en la comunidad autónoma”. 

Este decreto contempla ayudas directas para promocionar e incentivar el consumo de los servicios turísticos y cuenta con dos líneas de actuación diferentes. 

La primera ellas, de apoyo a la comercialización y promoción de actividades turísticas, está dirigida a las asociaciones representativas de los sectores del turismo, como empresas de restauración, de alojamientos turísticos o de camping y de turismo activo o ecoturismo

Esta primera línea cubrirá gastos de diseño y promoción de productos, acciones de promoción externa, campañas publicitarias o folletos con ayudas “generosas”, ha afirmado Franco, quien ha matizado que el porcentaje de financiación alcanzará el 90 por ciento. 

También ha detallado que las cuantías irán en función del número de socios, de manera que las que cuenten con más de un centenar de asociados tendrán subvenciones de hasta 15.000 euros; las que tengan entre 51 y cien, de 7.000; entre 20 y 50 socios, 5.000; y menos de 19 asociados, 2.000 euros. 

La segunda línea de ayudas es el bono turístico en sí y establece una serie de descuentos para las personas consumidoras, en función del alojamiento que elijan. 

De este modo, un cliente que se aloje en un hotel de una estrella tendrá un descuento de hasta 12 euros y la compensación máxima para el establecimiento será de 4.000 euros; en el caso de hoteles de 2 y 3 estrellas, el consumidor tendrá un descuento máximo de 20 euros y el establecimiento, una ayuda de 5000; y para quienes pernocten en hoteles de 4 y 5 estrellas, el descuento será de hasta 30 euros y el alojamiento tendrá una compensación máxima de 6.000. 

Desde su publicación en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM), los establecimientos hoteleros y agencias de viajes tendrán un plazo de diez días para presentar la solicitud de estas ayudas, que tendrán seis meses de aplicación, hasta mayo de 2021, con lo que se cubrirá la demanda de la campaña navideña y de Semana Santa. 

ALOJAMIENTOS POR COMUNIDAD