Cáceres impulsa su provincia mediante bonos turísticos solidarios

Estos bonos turísticos solidarios podrán adquirirse hasta el 31 de mayo de 2021 y canjearse para ser disfrutados hasta el 31 de ese mismo año.

30 noviembre 2020

Geoparque Villuercas-Ibores-Jara // Crédito: turismoextremadura.com

Actualmente el mundo está inmergido en la pandemia del COVID-19 y el turismo está siendo el sector más deteriorado por este virus, pero ante tantas hostilidades, las ganas de salir hacia adelante se comen a la desesperación. Es por ello que más de 500 empresas de alojamientos, actividades o guías se han adherido a la campaña de bonos turísticos solidarios promovida por la Diputación de Cáceres con el objetivo de dar a conocer de una manera sostenible y asequible la naturaleza que aguarda en su provincia.  

Estos bonos incorporan más de 1.500 experiencias turísticas distintas, con importantes descuentos del 50 por ciento para viajeros en general y del 75 por ciento para personal sanitario y asistencial. Las propuestas son para todo tipo de viajeros y pueden adquirirse en su web hasta el 31 de mayo de 2021 y disfrutarse hasta el 31 de diciembre de ese mismo año. 

Sin duda, una ocasión única para este otoño, invierno o primavera para poder descubrir o redescubrir los tres grandes territorios que configuran la provincia: Norte de Cáceres y con ello la Sierra de Gata, Las Hurdes, Trasierra-Tierras de Granadilla, Valle de Ambroz, Valle del Jerte, La Vera, Campo Arañuelo, Valle del Alagón o Plasencia. Por otro lado, los Territorios UNESCO, con las Reservas de la Biosfera de Monfragüe y Tajo Internacional, Geoparque Villuercas-Ibores-Jara y, por último, las Tierras de Cáceres y Trujillo con el Tajo-Salor, Sierra de Montánchez y Tamuja, Miajadas-Trujillo y Cáceres.  

Muchos parajes por investigar, pero también muchas actividades para poder hacer en familia. Desde una estancia en una casa rural o un bungalow, complementado con, por ejemplo, algo relajante como avistamiento de aves u observación del cielo estrellado, a otras más excitantes en las que descargar adrenalina, como descensos en kayak, rutas en 4x4 entre cascadas o descenso de barrancos. Desde paseos senderistas por Reservas de la Biosfera hasta prácticas deportivas acuáticas de interior, como paddle board, piragüismo o navegación por el Tajo.  

En momentos como los que ahora vivimos nada mejor para relajar el cuerpo, despejar la mente y volver a soñar que un destino poco masificado y sostenible, respetuoso con el medio ambiente, con espacios abiertos que invitan a infinitos paseos, a perderse para reencontrarse con uno mismo, a dejarse llevar y sumergirse en la más pura naturaleza. 

ALOJAMIENTOS POR COMUNIDAD