El Ecoturismo, impulsor del desarrollo socioeconómico en España

Durante el año pasado, el turismo sostenible generó 63 millones de euros en alojamientos y 44,8 en empresas de actividades.

30 octubre 2020

Según los datos del Observatorio del Ecoturismo en España, el impacto económico generado en 2019 por la actividad de las compañías adheridas al Club de Ecoturismo de España para los destinos en los que se ubican ha sido de 107,8 millones de euros. Estos datos desglosados indican que en el sector de los alojamientos se habrían generado un impacto de unos 63 millones y en las empresas de actividades de unos 44,8 millones de euros.

Amanda Guzmán, gerente de la Asociación de Ecoturismo de España y del Club de Ecoturismo de España, afirma que esos datos demuestran que, efectivamente, el ecoturismo es un impulsor del desarrollo socioeconómico de las zonas rurales por el volumen de negocio que generan, pues suponen unos ingresos “directos e indirectos que fijan población”. Una de las principales conclusiones del Observatorio es que “por tercer año consecutivo se demuestra que los espacios naturales protegidos son destinos turísticos en sí mismos”, destaca Guzmán.

Visitar y conocer estos espacios naturales es, efectivamente, el motivo del viaje del 73 % de los turistas encuestados. “Esto debería constituir un refuerzo para que se dote a los gestores de estos espacios de recursos suficientes para tener el producto cuidado y bien gestionado”, comenta Guzmán, además también para ofrecer “un ecoturismo de calidad, que sea sostenible” y que de este modo ayude a las empresas a mantener su actividad.

En cuanto al perfil del ecoturista no es cómo se imagina. Parecería lógico pensar que el ecoturista es un viajero muy especializado, que viaja para ver al oso, o al lobo, por ejemplo, pero no es así. Es cierto que un 3 % de los clientes que contempla el Barómetro del Ecoturismo responde a ese perfil, pero la mayoría es un viajero más generalista. “Le gusta la naturaleza, pero no se considera especialista, y lo mismo que visita un espacio natural visita un pueblo, disfruta de la gastronomía…”, resume Amanda Guzmán.

El gasto medio de este viajero en el destino es de 121,80 euros al día, de los cuales el 41 % se destina a alojamiento y el 28 % a comidas. “Este verano de 2020 ha sido muy irregular, pero ha resultado bien, mejor de lo esperado”, afirma la gerente de la Asociación de Ecoturismo de España. También nos explica que los alojamientos han funcionado “muy bien” y han sido las actividades las que han tenido “más irregularidad”. En cuanto los clientes de la zona, Guzmán explica que son un público que está acostumbrado a hacer otro tipo de turismo y que no tiene la misma sensibilidad que el ecoturista de siempre.

ALOJAMIENTOS POR COMUNIDAD